Videos

Loading...

jueves, 8 de abril de 2010

Devociones - Otros Rosarios

Rosario al Corazón Inmaculado de la Virgen María
También conocido como Llama de Amor

En honor de las cinco Sagradas Llagas de Nuestro Divino Redentor hagamos cinco veces seguidas la señal de la Cruz.

Para las cuentas grandes:

CORAZÓN doloroso e Inmaculado de María, ruega por nosotros que nos refugiamos en ti.

Para las cuentas pequeñas:

Madre Nuestra Sálvanos por la llama de Amor de tu Inmaculado CORAZÓN!

Para Terminar:

Gloria al Padre … (3 veces)

-----

Rosario de Lágrimas

Con tus lágrimas, oh Madre Dolorosa, destruye el dominio de los infiernos. Con tu mansedumbre, Oh Señor Jesucristo, tú que estás desligado de cadenas, libra al mundo de los errores actuales. Oh Jesús crucificado, postrados a tus pies, te ofrecemos las lagrimas de tu Santísima Madre, que te acompañó con ardiente y compasivo Amor, en el Doloroso camino de la Cruz. Concédenos, oh Buen Maestro,
que sigamos de todo corazón, las enseñanzas que por medio de sus lagrimas nos ha dado, para que cumpliendo con tu Santísima Voluntad en la tierra, nos hagamos dignos del honor de alabarte en el cielo por toda la eternidad. Amén.

Los 7 Dolores de la Santísima Virgen:

1) Al oír la profecía de Simeón que su Hijo iba a morir y que su corazón sería traspasado por una espada.
2) Por la crueldad de Herodes y la huida a Egipto
3) Cuando perdió a su Divino Hijo por 3 días
4) Cuando vio a su Hijo amadísimo cargando la Cruz
5) Al ver como Crucificaban a Jesús
6) Al tener en sus brazos el cuerpo sin vida de su amado Hijo
7) Por la soledad en que se quedó al sepultar a su Divino Hijo

Modo de rezarlo:

En lugar del Padre Nuestro se dirá:
V. Oh Jesús, mira las lágrimas de quien tanto te amó en la tierra,
R. Y que te ama aún más ardientemente en el cielo.

En lugar del Ave María se dirá (7 veces):
V. Oh Jesús, oye nuestras oraciones.
R. Por las lagrimas de tu Santísima Madre la Virgen María

Para concluir se dirá 3 veces (invocaciones):
V. Oh Jesús, mira las lágrimas de quien tanto te amó en la tierra,
R. Y que te ama aún más ardientemente en el cielo

Oración final:

¡OH María , Madre del Amor, del dolor y de la compasión, te rogamos que unas nuestras oraciones con las tuyas, para que Jesús, tu Hijo Divino a Quien invocamos, oiga nuestras súplicas, en nombre de tus lagrimas Maternales, y nos conceda la Paz que tan ardiente buscamos, para que así podamos obtener la corona de la vida eterna. Amén.

Se rezan las Letanías

Ruega por nosotros Virgen Dolorosísima para que seamos dignos de alcanzar las promesas de tu Hijo Santísimo. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario